Centro Tampa - Noticias en Español | CentroTampa.com
mi�rcoles, 19 junio, 2019
NOTICIAS LOCALES

Manuscrito narra historia floridana

TAMPA -- En el verano del 2012, un profesor de la Universidad del Sur de la Florida (USF) regresó a un viejo palacio de España en donde solía jugar de niño, una construcción del siglo XII que estaba abandonada y en condiciones deplorables.

David Arbesú, profesor y especialista en paleografía, tuvo un interés especial en la colección de escritos del siglo XVI que se encontraba olvidada en el lugar, llena de humedad y moho.

La familia de un amigo de Arbesú, descendiente del marqués de Ferrera, ha sido propietaria de la colección por generaciones. Un día, mientras desempolvaba libros y papeles con la madre de su amigo, Arbesú leyó un título que le llamó la atención: “La conquista de la Florida por el Adelantado Pedro Menéndez de Valdés”.

Sin querer, el profesor había descubierto la más completa y fidedigna historia alguna vez encontrada sobre la fundación de San Agustín hace 450 años.

“Pensé:‘Un momento, esto debe ser algo importante’”, dijo Arbesú, de 37 años, especialista en literatura medieval y del Siglo de Oro español.

“Ella (la madre de su amigo) me permitió llevar el texto a casa y empecé a indagar en Google para ver si el manuscrito era conocido, pero no conseguí nada”, comentó Arbesú, quien también enseña cursos de historia de la Florida en USF.

El escrito hecho a mano y en letra cursiva data de muchos siglos atrás y brinda una nueva perspectiva sobre la expedición de Cabo Cañaveral al mando del almirante Pedro Menéndez de Avilés. El navegante llegó el 28 de agosto de 1565, el día de la fiesta de San Agustín de Hipona y fundó la ciudad el 8 de septiembre convirtiéndose así en el primer gobernador de la Florida.

La historia de la fundación de la ciudad más antigua establecida por europeos está basada en tres documentos. El primero es un diario de 10 páginas del capellán de la expedición y el segundo es un relato de segunda mano que no fue escrito en Florida. El tercer y más confiable documento es la versión del manuscrito descubierto por Arbesú pese a que tiene un orden diferente y le faltan páginas. Su versión es completa y ha sido aludida en textos del siglo XIX.

“Está organizado y tiene material que no se encuentra en las otras copias. Tuve suerte de estar escribiendo en las hojas equivocadas”, afirmó Arbesú. El manuscrito se completó el 16 de mayo de 1618 por Diego de Ribera, escriba del rey de Madrid y utiliza elementos de Gonzalo Solís de Merás, cuñado de Menéndez. Ribera, quien podría haber sido pariente del explorador, estaba fascinado con los viajes de Menéndez y combinó su investigación personal de los hechos con las cartas decretadas por el rey Felipe II de España.

En las hojas del conocido trabajo de Ribera se relata una historia sobre los pobladores de Santo Domingo, quienes estaban en desacuerdo con el rey de España por prohibirles negociar con piratas. Según Arbesú, los pobladores del lugar comerciaban con ellos y encarcelaban a soldados españoles que interfirieran en las transacciones. El escrito narra también la historia del matrimonio entre Menéndez y la hermana del rey de la tribu india Calusa de Florida. El explorador, se rehusaba a dormir con su esposa, según Arbesú.

“Siempre tenía un excusa para no consumarlo y decía: ‘No ahora. Después. La otra semana. El mes siguiente’”, comentó el profesor.

De acuerdo con Susan Parker, directora de la Sociedad Histórica de San Agustín, no es inusual que investigadores la contacten alegando haber descubierto documentos nunca antes vistos, pero raros son los casos que proveen información nueva. La asociación tiene 200 colecciones de manuscritos de la ciudad y una serie de documentos que incluyen planos arquitectónicos de la misma y recortes de periódicos.

“Todavía faltan muchas cosas por descubrir sobre San Agustín”, afirmó Arbesú. El manuscrito no logró revelar todo lo que Pedro Menéndez hizo en Florida. De regreso a España, en donde falleció, muchas de los fortalezas y misiones que había instaurado en el estado ya habían desaparecido. Según Arbesú, Menéndez sabía que había problemas.

A través de subvenciones y muchas horas de investigación en Illinois y San Agustín, Arbesú logró descifrar la expedición de Menéndez.

“La conquista de la Florida”, libro que mostrará al detalle los descubrimientos del autor, será publicado en inglés y español este verano por la University Press of Florida.

“Es como un rompecabezas, tienes que leer todo el texto y aún así nada es claro. Uno tiene que darle el sentido”, dijo Arbesú.

El documento original está en manos de la familia del marqués de Ferrera. Arbesú obtuvo una copia digital autorizada para poder investigar el tema más a fondo. La familia lo ha invitado de vuelta al lugar de su infancia para examinar los archivos y encontrar posibles tesoros escondidos.

“Para mí, es fascinante leer algo que nadie ha leído en mucho tiempo, me hace sentir que estoy contribuyendo con algo: ahora sabemos que existe”, añadió Arbesú.

Comments