Centro Tampa - Noticias en Español | CentroTampa.com
domingo, 14 octubre, 2018
NOTICIAS LOCALES

Agentes policiales se entrenan para responder posibles ataques armados en las escuelas

TAMPA - Con la llegada del nuevo curso escolar y la necesidad de reforzar la seguridad de las escuelas públicas y privadas, oficiales de la policía del Condado de Hillsborough y expertos en vigilancia interna completaron un entrenamiento físico y táctico. El objetivo: actuar y responder en tiempo real ante el peligro de un atentado con armas de fuego y la posibilidad de un tiroteo masivo, como los incidentes que se han registrado en años recientes.

El entrenamiento se realizó durante más de tres horas en los terrenos del complejo que se utiliza a diario para las prácticas de seguridad pública de la policía local, ubicada en el 5002 N Lois Ave. La iniciativa contó con la participación de al menos un centenar de oficiales de la policía, instructores y agentes del orden. La movilización incluyó un amplio abanico de situaciones, como la amenaza que representa un sujeto armado en un salón de clases y en una escuela que termina siendo blanco de un ataque sorpresivo.

Las tareas de vigilancia y de respuesta colectiva estuvieron respaldadas por el aporte y protagonismo de agentes experimentados, como el oficial de policía Rafael Morffi, de Hillsborough.

Morffi destacó la importancia de la participación policial, así como el profesionalismo y la dedicación de los oficiales en casos de emergencia.

“Es un entrenamiento muy riguroso que estamos haciendo para asegurarnos de que todo salga bien en caso de que que se nos necesite”, sostuvo Morffi en una entrevista con CENTRO Tampa.

Morffi tiene más de dos décadas de experiencia en seguridad y presencia en las fuerzas policiales. Durante el simulacro de hace una semana, el agente estuvo en todo momento garantizando un entrenamiento a la medida de las diferentes situaciones que se pueden desarrollar y presentar durante un ataque armado.

El programa se añade a las iniciativas y programas de acción policial que se están llevando a cado en diferentes partes del país, principalmente después del más reciente ataque en un colegio de Parkland (Florida) en el que perdieron la vida 17 personas. El atentado ocurrió el 14 de febrero cuando Nikolas Cruz mató con un fusil de asalto, que había adquirido legalmente, a 14 estudiantes y tres adultos de esa escuela secundaria. Cruz había sido expulsado meses antes de este recinto escolar por faltas disciplinarias.

El entrenamiento de la policía del Condado de Hillsborough incluyó el reporte de un ‘tirador activo’ en un punto no determinado de una supuesta escuela local. La presencia del atacante fue ‘notificada’ por radio a la policía, que inmediatamente se desplazó al lugar de los hechos para someter al sospechoso e iniciar la evacuación de los alumnos y los profesores del plantel.

La meta, según los agentes policiales, es prevenir las tragedias en la medida de las posibilidades y actuar en tiempo real cuando se presente el peligro y la vida de los estudiantes esté en riesgo.

Precisamene en este año escolar que se inicia, para la población estudiantil, el 10 de agosto, el sistema educativo del condado de Hillsborough dispondrá -dependiendo del caso y la ubicación del plantel- de un oficial entrenado de la policía de Tampa, un agente policial del condado de Hillsborough o un guardia de seguridad (privado) que ha sido entrenado en un programa de respuesta rápida para actuar en las escuelas del distrito.

Los entrenamientos de rigor se añaden a otras iniciativas que a nivel de gobierno y del sistema educativo local se han ido implementando en años recientes, como el proyecto y estudio de campo sobre políticas de seguridad y perfiles vecindarios, preparado por el grupo Colaboración Comunitaria para la Prevención de la Violencia en Tampa (VPC, por sus siglas en inglés).

Entre los hallazgos del estudio y las encuestas hechas en la comunidad, el grupo enfatizó nuevamente que un fortalecimiento de la seguridad también debe ir acompañado de otras políticas afines al desarrollo y al empuje del bienestar común. Entre los puntos que refuerzan un mejor ambiente sobre seguridad interna se incluyen la necesidad de generar oportunidades de colaboración vecinal así como fuentes de desarrollo junto a estrategias que abarquen el aporte de organizaciones independientes, vecinos y líderes que aboguen por mejores condiciones.

En ese sentido el departamento de la policía del Condado de Hillsboroug enfatizó también que el fortalecimiento de la seguridad ciudadana debe pasar por la implementación y mejora de programas de apoyo entre las mismas fuerzas del orden y la comunidad en general. Todo para amenguar el riesgo de áreas expuestas a situaciones de pobreza, drogas, crimen y otros problemas sociales.

Comments