Centro Tampa - Noticias en Español | CentroTampa.com
lunes, 23 octubre, 2017
NOTICIAS LOCALES

Krewe de Mambí, unidos por la historia y la tradición

TAMPA -- Convertir la historia en una fiesta y hacer de la tradición un evento que se renueva casi a diario, es todo un arte. El arraigo cubano en Tampa, los avatares de su lucha contra España, el apoyo brindado a la causa libertaria y sus primeros emigrantes son lazos irrompibles que cobran vida desde 1998 entre los miembros del grupo Krewe de Mambí.

Es por eso que cuando Gladys Sequeira-García escucha el nombre de Cuba, sus grandes ojos verdes se iluminan. Fue la primera mujer presidenta del Círculo Cubano en Tampa y Generala del Club Mambí.

“Vengo de una familia de músicos cubanos, aunque nací aquí en Tampa. Sin embargo, siento aquella isla como mía”, dijo Sequeira-García. “De mis hermanos fui la única que no nació en Cuba, pero soy la que más cerca la siento, por eso amo sus tradiciones y hago lo que sea necesario para preservarlas”.

De acuerdo con Sequeira-García, Krewe de Mambí nació del Círculo Cubano de Tampa, organización que agrupaba a los emigrantes cubanos desde 1917. Allí los cubanos llegados a Tampa tenían un punto de encuentro para hacer política o jugar dominó, también disfrutaban de los beneficios de la instalación y eran testigos de grandes eventos culturales. Allí estuvo Celia Cruz, Benny Moré, allí tuvieron el primer cuadrilátero de boxeo de Tampa.

“Empezamos en 1998 con siete personas, los miembros de Club eran todos ancianos por lo que decidieron empezar a preocuparse por el relevo”, recordó Sequeira-García.

Según la expresidenta, Ángelo Pérez, un miembro de la directiva del club se puso en contacto con el profesor Paul Dosal de la Universidad del Sur de la Florida y comenzaron una jornada para captar miembros más jóvenes y salvar el edificio del Círculo Cubano que estaba casi en ruinas.

Inspirados en el regimiento voluntario de caballería llamado “Rough Riders”, que participó en la guerra que en 1898 librara Cuba contra España, los nuevos miembros decidieron recrear los uniformes mambises y adoptar los cargos militares para su directiva.

“En el uniforme está la bandera cubana. Usamos el saco, el pantalón, las polainas y los cintos como los mambises. Ya casi cumplimos 18 años, de ellos yo llevo 14 y somos ahora 125 miembros”, dijo Sequeira-García, de 49 años.

El amor por la cultura y la historia de Cuba la heredó Sequeira-García de sus padres. Recordando cómo su padre, un reconocido locutor de radio, logró recaudar casi 7,000 para restaurar el techo del edificio del Círculo Cubano, se le llenan los ojos de lágrimas.

“Mi pasión viene de seguir las tradiciones que ellos empezaron, de ayudar a las personas necesitadas, de la idea de poder recaudar dinero para ayudar a niños que necesitan juguetes, medicinas y lo que sea. En eso consiste el club”, dijo Sequeira-García entre sollozos.

Los mambises además de los trajes e insignias que los identifican poseen una gran carroza que más allá de ser un entretenimiento, es el símbolo de esa pasión que los une.

“Mi esposo (Cosme) fue General (Presidente del Club) en varias ocasiones y en uno de sus períodos se le ocurrió reunir a varios miembros que sabían hacer labores de electricidad, plomería, soldadura... y dijo vamos a hacer una carroza”, contó la expresidenta a CENTRO Tampa.

Los miembros reunieron el dinero y compraron entre todos, un tráiler nuevo. Crearon varios eventos para recaudar fondos y, con el dinero de los boletos, comenzaron a crear la carroza.

“En nuestro tiempo libre comenzamos a idear y construir. La pensamos de dos pisos porque esperamos seguir creciendo”, dijo Sequeira-García. “Los hombres terminaban de trabajar y dedicaban sus noches a soldar. Los miembros donaron todo lo que se puede ver, la construimos desde cero, por eso esa carroza que tú ves, es el símbolo del amor que nos une y el sacrificio que estamos dispuestos a hacer unos por otros”.

Además de ser profesora universitaria y haber asumido la actual presidencia del Tampa Hispanic Heritage, Odette Figueruelo proviene de una familia mambisa y se precia de ser uno de los miembros más nuevos del club.

“Hace tiempo ya que quería ser miembro y finalmente después de la invitación de varias personas me uní. Aparte de saber que el Krewe de los mambises hacen obras benéficas me encanta lo bien que lo pasamos juntos”, dijo Figueruelo. “Mi bisabuelo (Manuel Bello Izagüire) era Mambí y para mí es todo un honor poder honrar su memoria y la de todos los mambises que lucharon por liberar a Cuba de España”.

Su miembro más antiguo cumple 100 años en este 2017, Raúl Lavin, ‘Socio Mayor del Círculo’ nació en el mismo año en que el edificio del Círculo Cubano de Tampa veía la luz y sus primeros pasos fueron entre sus miembros.

Para Sequeira-García el único requisito para ser parte del grupo “es tener un corazón puro” y querer hacer el bien por los demás.

“No importa si eres de otro país, aceptamos a quienes desean hacer un buen equipo. Con el dinero que recogemos mantenemos el edificio del círculo cubano, nuestro lugar histórico”, afirmó Sequeira-García.

* El Krewe de Mambí estará desfilando en las calles de Ybor City el sábado 18 de marzo, para el Día de San Patricio.

Mayor información en acerca de este grupo en Kreweofmambi.com La membresía doble al Club y al Círculo cubano cuesta $500 anuales por familia y $300 por persona.

Comments